Visitar a nuestros difuntos en el cementerio es una forma de acordarnos de ellos, aunque no es la única. Por ello, la costubre es de visitar los cementerios al menos un día al año. La semana pasada dábamos algunas ideas para elegir las flores más adecuadas para el Día de Todos los Santos. Y estos son algunos de los pedido que servimos:

Pero la idea es que después de Todos los Santos, durante el resto del año, aunque no se pueda visitar, el aspecto no quede desaliñado y descuidado o que dé la sensación de abandono. Por eso, hoy queremos dar algunas opciones para el qué pasa después. Porque la realidad es que, ya sea por el trabajo o por los quehaceres del día a día, muchas veces es imposible visitar a nuestros seres queridos fallecidos con frecuencia. Y si bien los cementerios lucen llenos de colorido el Día de Todos los Santos, con el paso de las semanas su aspecto se deteriora por falta de mantenimiento. Y el resultado es un jardín de flores marchitas, que transmiten una sensación triste. Por ello vemos oportuno comentar algunas alternativas y sugerencias para que esto no ocurra.

Visitar el cementerio todo el año

Quizá la más adecuada de ellas sea, una vez que el periodo de vida de las flores naturales ya se haya pasado, y no se tenga previsto ir a cambiarlas próximamente, se pueden sustituir por unas artificiales. Es evidente que el efecto y el significado no es el mismo, pero el objetivo principal después de Todos los Santos tiene que ser evitar que el aspecto de las tumbas quede desaliñado y abandonado. Hoy en día hay muchas opciones de flores artificiales que pueden resistir a los embates de la climatología y mantener un aspecto digno durante más tiempo.

Después de todos los santos hay que mantener las flores

Además, no tiene por qué ser únicamente el clásico ramo o centro de flores. Se pueden crear otro tipo de formatos y productos, como pequeños jardines verticales artificiales, con las iniciales del difunto o con algún motivo que le recuerde y le identifique.

Jardín vertical para cementerio

En Flores Fela Hijo tenemos todo tipo de flores y plantas, tanto naturales como artificiales. Nos adaptamos y buscamos la mejor solución para la necesidad concreta que tengas. Servimos nuestros pedidos en tiempo récord buscando la máxima comodidad para nuestros clientes. Estamos para ayudarte, nos puedes encontrar en la Avenida de Aragón, número 8 en Valencia o nos puedes contactar en [email protected] o rellenando este formulario.

¿Te ha gustado? Compártelo